La LOMO LC-Wide, ¡vaya monstruo!

Después de todos estos meses de tener que aguantarme con la boca cerrada, por fin ya puedo gritar sobre el lanzamiento de este monstruo de cámara: la LC-Wide. ¡¡Hurra!!

En agosto, tuve la gran suerte de ser elegida como una de las testers de la LC-Wide. Tras aceptar la misión con gran alegría, unos cuantos rollos de película de Lomography y la misteriosa cámara llegaron a mi casa. Por su nombre, pude imaginar que la apariencia de la LC-Wide debería ser muy parecida a la LC-A+ en todos los sentidos, pero pronto descubrí que muchas de sus funciones no tenían nada que ver con la LC-A+. ¿Qué era eso que me habían mandado?

¡La primera pista es obvia! De nuevo, su nombre. Con su lente ultra gran angular Minigon de 17 mm, la LC-Wide da un ángulo de visión mucho mayor que la LC-A+. Verdaderamente, puedes capturar toooooodo lo que tus ojos llegan a ver. No tienes que dar unos cuantos pasos atrás para que la imagen al completo entre en el encuadre. Sin embargo, pude comprobar que la fotografía final que se obtiene es aún mayor de lo que parece en el visor, algo que hay que tener en cuenta al componer un disparo.

Al darle la vuelta a la cámara, me entusiasmó ver que la LC-Wide tiene un mando con múltiples formatos entre los que elegir. Con una sola cámara, podía disparar fotos de medio fotograma (17 × 24 mm , HF), cuadradas (24 × 24 mm, S) y por supuesto con el formato estándar (36 × 24 mm, FF). Nada complicado. Todo lo que hay que hacer es accionar el selector y cambiar la máscara. De nuevo hay que reconocer que los chicos de Lomography lo han pensado bien. Verdaderamente, me parece muy ingenioso que el visor y la lente tengan dos posiciones de apertura, ¡aunque por lo general siempre olvido abrirlos por completo cuando estoy disparando en formato cuadrado!

Algunos amigos míos suelen tener problemas para enfocar correctamente con la LC-A+. Me parece que debería enseñarles la LC-Wide, porque sólo tiene dos posiciones de enfoque, y además permite disparar desde ¡¡sólo 40 cm!!

Así que, volviendo a mi experiencia como tester, aunque soy una gran fan del proceso cruzado, quedé maravillada por los colores que obtuve con las películas de negativo que venían con la cámara. Llevé mi LC-Wide a todas partes. Probé las dobles exposiciones, las fotos de medio fotograma, las cuadradas y por supuesto las normales. Juntas, pasamos muchos momentos maravillosos llenos de ‘clicks’.

written by cheriesu on 2011-06-07 #gear #review #lc-wide-lomo-lomography-camara-review-usuario-cheriesu-jennifer-su
translated by vgzalez

More Interesting Articles