Magia instantánea en Mongolia

Este verano, “Wissa” (nombre artístico de la pareja de fotógrafos compuesta por Wilson Philippe y su novia) decidieron viajar a un lugar tan remoto como Mongolia. Allí se llevaron varias cámaras, pero de todas destacaban las cámaras instantáneas (Fuji Instax). La experiencia consistía en fotografiar y obsequiar con imágenes instantáneas, a los habitantes de la zona que nunca antes habían visto nada igual.

Como dicen en su blog, tenían constancia de que los nativos de la zona habían visto alguna vez fotografías. Pero de lo que estaban seguros es que nunca nadie les había retratado con cámaras instantáneas y posteriormente les había obsequiado con la imagen. Ello explicaría la excitación, sorpresa y alegría que les producía ver los inmediatos resultados.

Sin duda alguna, muchos de ellos lo calificarían como magia, brujería o cualquier extraño conjuro que hace plasmar la realidad en una porción de papel. Enternecedora es la escena en la que el niño devuelve su imagen y la fotógrafa se la regala posteriormente.

Viendo estas imágenes, seguramente nos planteemos si de verdad valoramos lo que tenemos. Pequeños detalles del día a día, objetos cotidianos, acciones que hacemos sin pensar… Situaciones que quedan muy lejos a la gente que protagoniza este pequeño artículo. Valga este ejemplo para que seamos conscientes de lo que tenemos y lo valoremos en su justa medida. Todo un privilegio que es inalcanzable para (muchos) millones de personas.

Todas las imágenes del viaje en el Flickr de Wissa
Blog de Wissa

written by jesushp on 2011-10-20 #lifestyle #instant #instax #fuji #viaje #fotografia #analogico

More Interesting Articles