Probando la fotografía nocturna de larga exposición, olvidé girar la ruedecita y llevarla hasta la posición B, con lo que quedó la foto subexpuesta.