Mesita de noche.

Descubriendo la bonita Fisheye.