Uno de mis carretes favoritos, el Portra 400 de Kodak, para estrenar la Olympus XA3, recién llegada a casa para hacer compañía a su hermana la XA2. Ambas esperan con impaciencia la llegada de la que completará la familia, la preciosa XA original, y que debe estar cruzando el Canal de la Mancha, si es que no lo ha hecho ya :-)