Black_friday_en
Have an account? Login | New to Lomography? Register | Lab | Current Site:

Chicago vs. el Lago Michigan

Parecía que iba a hacer una estupenda mañana para salir a caminar por el muelle de este ventoso Chicago. El roción frío causado por las olas fue un imprevisto, pero la sensación de querer salir huyendo después del hartón de humedad y constante ajetreo, hicieron que mereciera la pena

Hay un montón de cosas que ver en Chicago: muchas de ellas cuestan dinero y están hechas por el hombre. Sin embargo, una de los sitios más bonitos para ver lleva ahí más tiempo que la propia ciudad, me refiero al Lago Michigan.

El Lago Michigan es de agua dulce. Puede que tengas la idea preconcebida de que si es de agua dulce tiene que ser un lago relativamente pequeño. Pero ya te digo de entrada que no se puede ver la otra orilla del lago. Sí, está ahí, pero no puedes verla, chaval. El lago es uno de los bien llamados “Grandes Lagos”, y el único que está íntegramente en los Estados Unidos (los otros cuatro pertenecen también a Canadá)

A diferencia de la mayoría de las costas urbanas, la ribera del lago en Chicago no está interrumpida por zonas industriales, embarcaderos comerciales o fábricas antiguas. La línea costera de Chicago está formada mayormente por parques públicos, playas, puertos deportivos y donde no hay nada de esto, simplemente está el dique de hormigón para proteger la costa de la erosión y proporcionar un ancho paseo utilizable para múltiples actividades.

La primera vez que estuve en un sitio donde Chicago y el Lago Michigan se encuentran, fue en el ruidoso y abarrotado “Navy Pier” (un famoso centro turístico). Es un sitio divertido pero nada relajante. Mi segunda vez fue desde el comentadísimo Observatorio Hancock. Fue la vista desde allí la que me animó a bajar hasta el agua que ha estado lamiendo la costa de Chicago desde siempre.

Llegamos a un punto donde el muelle estaba alto y las olas llegaban aún más arriba. Había un montón de elementos arquitectónicos detrás de nosotros, tratando de conseguir nuestros elogios y alabanzas, pero ese día estábamos allí para admirar la fuerza del agua.

Caminamos a lo largo del muelle del lago Michigan, junto los altos edificios de la ciudad, maravillados por la fuerza de las olas, que indiferentemente se golpeaban a muerte contra el hormigón y la piedra. Fue una mañana de primavera y el sol no estaba tan reluciente como me hubiese gustado; el roción de las olas nos refrigeraba con el viento mientras caminábamos.

“Qué te parece si caminamos hasta esa curva a lo lejos?”, le pregunté.

Ella tiritó y ansintió.

Después de un rato pensé que quizás no había sido una buena idea, pero si lo digo lo hago.Una vez que llegamos a la escalera que no lleva a ningún sitio y la imagen fue capturada para ustedes, dimos la espalda al viento y nos fuimos a casa. En realidad era un hotel, pero ese día fue como llegar a nuestro hogar.

written by dirklancer and translated by deprofundis

No comments yet, be the first

Where is this?

Nearby popular photos – see more

Nearby LomoLocations

Read this article in another language

The original version of this article is written in: English.